Aceite de Argán

Argán, el fruto de las mil y una noches

26 agosto 2015

El aceite de Argán es uno de los elixires prodigiosos más valorados del planeta. Su procedencia y extracción nos transportan al corazón del Oriente y sus misterios.

(أركان (شجرة Argán, el elixir que nos transporta a las mil y una noches

El aceite de argán es uno de los elixires prodigiosos más valorados del planeta. Su forma de obtención, producción y procedencia nos transportan al corazón del Oriente y sus misterios.

Su obtención en cantidades pequeñas, hace de él un producto muy preciado en cosmética para piel y cabello, pero también como aceite gourmet con propiedades culinarias excepcionales.

El oro líquido de Marruecos

También conocido como el oro líquido de Marruecos, se trata de un aceite milenario, que se sigue recolectando y extrayendo, de la misma forma, en este rincón del mundo, desde hace miles de años y que posee entre otras, importantes propiedades cosméticas. Destaca principalmente por tratarse de una poderosa fuente de Vitamina E, es decir uno de los mayores antioxidantes y regenerantes que podemos encontrar en la naturaleza. Evita de esta forma la sequedad y la pérdida de elasticidad, proporcionando juventud y luminosidad a la piel e hidratación y reparación de los cabellos castigados.

Tradición bereber

Su proceso de extracción es un auténtico rito,  inalterado desde tiempos inmemorables y exclusivo de las mujeres bereberes,  que siguen elaborando el aceite de Argán bajo una tradición que se transmite de madres a hijas, ahora en forma de cooperativas de trabajo.

Es todavía tradición que las cabras se suban al árbol para comer su frutos y tiren a la suelo los huesos del argán. De esta forma, los bereberes evitan durante la recolección dañarse con los numerosos espinos de sus ramas.

infografia de argan

El Argán o Argania Espinosa

Conocido también como acebuche espinoso, el argán pertenece a la familia de las sapotáceas, de hoja coriácea, flores pequeñas y amarillas, y fruto como un dátil entre verde y amarillo, de lentísimo crecimiento que  tarda de cinco a seis años en dar su primer fruto. En su corazón se encuentra un hueso que contiene de 1 a 3 almendras. Una vez seco, las mujeres machacan la nuez sobre una piedra, hasta liberar estas almendras, que después se trituran, obteniendo una pasta viscosa que se mezcla y se amasa para extraer el aceite. Se calcula que para elaborar un litro de este aceite son necesarios 4 kilos de semillas secas.

Prodigio de la naturaleza para la belleza de la piel

De esta forma,  nos encontramos con estas maravillas de la naturaleza y  la tradición que nos lleva a descubrir ingredientes usados desde hace siglos en diferentes culturas, en donde los aceites esenciales cobran especial importancia y se aplican según rituales antiguos de los baños árabes y el hammam.

Se caracteriza, así, por su capacidad de hidratación profunda y contrariamente a otros aceites, no engrasa la piel. Una simple aplicación y un suave masaje consiguen su total penetración.

El Argán, fuente de vitamina E o Tocofenoles

El aceite de Argán debe sus excelentes propiedades a sus:

  • Ácidos grasos esenciales como ácido oleico, ácido linóleo o vitamina F, ácido alfa-linolénico, ácido gamma-linolénico y ácido araquidónico.
  • Importantes cantidades de tocoferoles o vitamina E.
  • Carotenoides de los que un 50% son betacarotenos, precursores de la vitamina A, fitoesteroles, que raramente se encuentran en los aceites vegetales y escualenos.

Si te quieres sentir como una princesa de las mil y una noches , te invitamos a probar este fabuloso aceite y que nos cuentes tu experiencia.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *