colesterol

Descubre cómo actúa el exceso de colesterol en tu organismo

16 Marzo 2016

El colesterol es un problema de salud que afecta a más del 50% de la población. La levadura roja de arroz es en una interesante alternativa natural.

Vamos a continuar hablando sobre los factores de riesgo y los problemas cardiovasculares. Hoy nos centraremos en el colesterol.

Colesterol bueno, colesterol malo

El colesterol es una sustancia grasa que se encuentra presente en todas las células de nuestro cuerpo, donde desempeña diferentes funciones:

  • Interviene en la formación de los ácidos biliares, sustancia que segregamos para poder digerir las grasas.
  • Nuestro cuerpo puede transformarlo en vitamina D, imprescindible para el metabolismo del calcio, regulación del azúcar en sangre y el sistema inmunológico, gracias a los rayos solares.
  • Es utilizado por nuestro organismo para formar algunas hormonas.
  • Forma parte de la estructura de las células.
  • A nivel cerebral forma parte de las neuronas facilitando el intercambio de información entre ellas.
  • Una gran parte del colesterol se produce en el hígado aunque también se obtiene a través de la alimentación.

¿Qué tipos de colesterol existen?

El colesterol no puede ser disuelto en la sangre, por ello tiene que ser transportado desde las células por unas sustancias llamadas lipoproteínas:

LDL o lipoproteínas de baja densidad se unen al colesterol nuevo para trasportarlo desde el hígado a las células. A esta unión solemos llamarla “colesterol malo” porque tiene la capacidad de adherirse a la pared de las arterias y formar placas de ateroma.

HDL o lipoproteínas de alta densidad que lo que hacen es recoger el colesterol no utilizado y devolverlo al hígado para almacenarlo o excretarlo, por ello lo denominamos “colesterol bueno”.

¿Cuáles son los niveles normales?

Lo ideal es que los niveles de colesterol total estén por debajo de 200mg/dl. Considerándose de alto riesgo cuando supera los 240mg/dl. Para el LDL o “colesterol malo” los valores normales deberían ser inferiores a 100mg/dl. Y en HDL o “colesterol bueno” deberían ser superiores a 35mg/dl en los hombres y 40mg/dl en las mujeres. También hay que mencionar que los triglicéridos deben ser inferiores a 150mg/dl.

¿Qué ocurre cuando tenemos niveles altos de colesterol?

El principal trastorno que provoca en el organismo cuando lo encontramos en exceso en la sangre, es la producción de placas de ateroma. Es decir, el acumulo de grasa en las paredes de las arterias, que reduce el espacio por el que la sangre puede pasar, aumentando la tensión arterial o en casos más extremos obstruyendo la arteria e impidiendo el paso de la sangre. Sin ningún síntoma, el colesterol en cantidades elevadas tiene efectos negativos para la salud ya que produce arterioesclerosis y aumenta el riesgo de enfermedades coronarias y cerebrales.

La importancia de la alimentación

Como siempre digo, una buena alimentación es la base de nuestra salud. Un exceso de hidratos de carbono, especialmente simples, que suelen venir acompañados de grasas saturadas, como la bollería industrial, está relacionado con la subida de los triglicéridos.

Dentro de los ácidos grasos, hay que remarcar los beneficios que nos aportan algunos de ellos:

Ácidos grasos monoinsaturados W9, como principal representante, el ácido oleico, presente en el aceite de oliva, aumenta las HDL.

Ácidos grasos poliinsaturados:

Omega 6: reduce el colesterol total y las LDL

Omega 3: destacando el EPA y el DHA, presentes en las grasas de los pescados, aumenta el HDL y disminuye los triglicéridos. Además, inhibe la agregación plaquetaria.

También, hemos de tener un aporte adecuado de proteínas, ya que muchas de ellas las obtenemos a través de carnes animales que pueden ir asociadas en mayor o menor medida a grasas saturadas. Se recomienda disminuir las proteínas animales y aumentar las vegetales.

Importantísimo no descuidar el consumo de fibra, gracias a las cuales, más concretamente a las fibras solubles, podemos limitar la absorción de las grasas que ingerimos.

El tratamiento frente al colesterol

Normalmente, tras la detección de niveles altos de colesterol en una analítica, se suele intentar controlar primero con alimentación y ejercicio. Si no baja lo suficiente, el médico suele recomendar estatinas químicas.

Hoy me gustaría proponeros una alternativa natural, la Levadura Roja de Arroz.

La Levadura Roja de Arroz, alternativa natural

El componente que se utiliza es un extracto de una levadura que crece en este tipo de arroz y nos aporta una sustancia que llamamos monacolina K, siendo la que nos ofrece los beneficios frente al colesterol. A nivel hepático disminuye la formación de colesterol, habiendo demostrado también una reducción del 20% del colesterol total, un 30% del LDL y aumentando el HDL.

Aunque la monacolina K también ha sido registrada con el nombre de lovastatina, al contrario de lo que ocurre con las estatinas químicas, en el caso de la fitoterapia no se han descrito los efectos indeseables de las estatinas, aunque se recomienda realizar un seguimiento en caso de dolor muscular.

La dosis recomendada de Levadura Roja de Arroz puede variar, pero lo ideal es buscar en el mercado un producto que aporte unos 300 mg de levadura, correspondiente a 12 mg de monacolina K. De esta manera, con una sola cápsula diaria será suficiente, tomada en una de las comidas principales e intentando que sea siempre a la misma hora.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *