Yo paso de fumar y qué

1 febrero 2016

Porque se vive mejor cuando no eres fumador o has dejado de fumar...Cuéntanos qué razones te han impulsado a dar este paso saludable y gana un fin de semana

¿Fumas? No, gracias. Qué típica es esta situación: salir de un bar, estar rodeada de gente que apenas te conoce y que alguien saque de su bolsillo un paquete de tabaco; “¿fumas?, no gracias, yo paso de fumar”.

No es este un post para concienciar al fumador de lo que para su salud implica el mal hábito de fumar, para eso ya están los especialistas, los parches o hasta las aplicaciones móviles. Lo que nosotros queremos trasmitir es lo bien que nos sentimos las personas que no fumamos y animar a las que sí lo hacen, a tomar otros hábitos de vida.

Además, os proponemos un segundo concurso en el que podéis contarnos qué es lo que más valoráis tras haber abandonado ese mal hábito. Como premio, podréis ganar un lote de productos muy saludables y una escapada rústica para llenar los pulmones de aire fresco. ¿Os animáis a participar?

Por qué me siento genial sin fumar

¡No es que me sienta genial, es que me encuentro maravillosamente bien! Y todo, porque me he dado cuenta de lo mucho que gano en salud:

1 – Mi sentido del olfato está más desarrollado y los alimentos me saben mucho mejor. Y,  si comer es uno de los mayores placeres de la vida, mejor disfrutarlo a tope, ¿no?

2 – Mi tono de piel lo agradece y mi cara no está ni flácida ni apagada, además evito las microarrugas que se forman habitualmente alrededor de los labios.

3 – Y qué decir tiene de mis manos y mi sonrisa, lucen mucho más bonitas. La sensación de ver a una persona con las uñas y los dientes amarillos por culpa de la nicotina no es nada agradable.

4 – Como amante del deporte que soy, noto que mi capacidad aeróbica es muy buena y siempre puedo ir un poco más allá, mejorando mi rendimiento físico.

5 – Estoy pensando en tener hijos, dicen que es de las cosas más maravillosas que te pueden pasar y me gustaría que las probabilidades de fertilidad sean las mejores. Además, mi pareja está más contenta, lo noto,  pues existe relación directa entre el tabaquismo y la inapetencia sexual.

6 – Mi pelo, la ropa, el coche y mi casa no desprenden olores desagradables.

7 – Y ante una situación de ansiedad, recurro siempre a lo natural, como comerme una manzana o salir a correr.

8 – Mis hijos crecerán más sanos, evitando daños irreversibles y conscientes de los hábitos saludables que se viven en casa.

9 – Cuido mi alimentación y me siento bien. El tabaco provoca carencia de vitaminas, especialmente la Vitamina C, importante antioxidante que combate los radicales libres y el envejecimiento celular.

10 – Me siento más feliz y saludable.

Por lo que se ve, hay mil y una razones para dejar de fumar o nunca caer en este hábito. Y no está de más recordar que cada año mueren en el mundo cerca de 4 millones de personas a causa del tabaco. Así que ya sabéis, si no fumáis, felicidades, y si fumáis, os animamos a que al menos, intentéis dejarlo 😉

Concurso “Un año de razones Yo me cuido y qué”

Ahora es vuestro turno, contadnos, tanto si habéis sido fumadores como si conocéis a alguien que lo haya sido, qué razones os han impulsado a dar este paso saludable. Podéis ganar este fantástico premio para dos.

Dinámica del concurso. Concurso finalizado

Lo único que tienes que hacer es seguir estos sencillos pasos en los comentarios de esta misma página:

  1. Escribe en el campo de Comentario de este post .

  2. Completa tus datos (nombre, apellidos, email, etc).

  3. Envíanos tus razones 😉 .

Si tienes cualquier duda o sugerencia puedes escribirnos a info@yomecuidoyque.com

Consulta aquí las bases y la mecánica del concurso. Suerte!!!

28 pensamientos sobre “Yo paso de fumar y qué”

  1. Soy ex-fumadora desde hace 5 años y cada vez me siento mas orgullosa de haberlo dejado. Mi día a día con el tabaco cada vez era peor, fumaba y me sentaba realmente mal, pero esa dependencia del tabaco me impedía dejarlo y seguía fumando. Ademas de ese mal estar por fumar se unía mi tembleque en todo el cuerpo especialmente en las manos; soy una persona nerviosa y cuando fumaba mi pulso era -0, me temblaban mucho las manos y no era capaz de coger una taza de café en un bar hasta una mesa sin que acabara en el suelo. Todo esto junto con el mal aliento,catarros y enfermedades de garganta continuos y mal humor, etc hizo que un día me levantara de la cama y decidiera que ese cigarro que me quedaba en el paquete iba a ser el ultimo y gracias a dios así fue. Tengo 37 años, empecé a fumar con 14 años y llevo 5 sin fumar y estoy segura que así sera para siempre. Animo a todo el mundo fumador que lo deje, que es duro, sobre todo el primer años, pero que realmente merece la pena. No se va a arrepentir. Ahora no puedo vivir sin ejercicio y disfrutar del aire puro y no aire envenenado. Gracias.

    1. Susana, así da gusto…Nos encanta recibir este tipo de comentarios.
      La salud es uno de nuestros bienes más preciados y cada granito cuenta.
      Gracias 🙂

  2. Hola! Fui fumadora durante 10 años, 10 años de mi juventud estropeando mi cuerpo. Hace 5 años deje de fumar gracias al apoyo de mi pareja y familia.
    Es una de las cosas que mas orgullosa me siento, de haberlo dejado a la primera. Ahora lo detesto, y ayudo a dejarlo a mis familiares y amigas, la clave es el apoyo.
    Desde que lo deje mi piel y mi cabello lucen con mucho brillo y color saludable.
    He recuperado mi actividad fisica y me siento muy bien conmigo misma por haberlo logrado. #yomecuidoyqué #yopasodefumaryqué

    1. Hola Marisol, efectivamente dejar de fumar sólo aporta cosas positivas. Mil gracias por tu aportación saludable 😉

  3. “Tengo 22 años y no he probado el tabaco nunca” Parece una frase cualquiera pero cada vez que la digo o se lo comento a alguien me siento orgulloso de mí mismo. Nunca me ha llamado la atención fumar, tengo muchos amigos que lo hacen y lo hacían ya desde que eramos unos críos pero aún así yo seguía firme con mis pensamientos negativos hacia el tabaco. Como buen deportista, no concibo algo que al tomarlo te quite la vida, además del olor que deja y el dinero que se lleva. Todo son inconvenientes. Por favor, dejen de fumar.

    1. Y qué bien has hecho en mantenerte firme con tus ideas, tu salud te lo agradecerá eternamente Luisma. A seguir así 😉

  4. Buenas a todos!
    Yo lo dejé hace 9 años, cuando empecé a salir con mi novia, luego exnovia y ahora mujer… Llevaba tiempo intentando dejarlo pero me faltaba el empujón final y definitivo. Como comentáis en alguno de los post del blog, es más fácil la vida saludable cuando se lleva en pareja; así que aproveché que a ella le molestaba el humo, el humor y el futuro (!?) tumor para abandonar definitivamente el tabaco. Chao chao

    1. La mayoría de las veces es necesario ese apoyo extra de los más cercanos para tomar la decisión definitiva, así que ole por tu mujer y sobre todo por ti, Carlos 🙂

  5. Yo llevo desde agosto , estoy sufriendo , aunque cada dia menos la verdad, y el porque , es que quiero una vida mas saludable para mi y para los de mi entorno.

    1. Como suelen decir los runners, no pain-no gain. Pero nos alegramos mucho de que lo estés poco a poco consiguiendo Alberto, mucho ánimo!

  6. #YomeCuidoYque yo paso de fumar ya k me molesta bastante el tabaco y como me gustaría k mi hija lo dejara puesto k en mi casa no fuma nadie y la e chantajeado pero de momento no lo e conseguido haber si algún día me da una alegría

    1. Tu apoyo será vital para que consiga alcanzar su propósito. Gracias por participar Emilia 🙂

  7. Mi padre era un fumador empedernido y yo nunca quise fumar. Un día decidí probar uno, para intentar saber qué atraía tanto a la gente.
    Me decepcionó enormemente, sabía a humo. Nunca más lo he probado, ni pienso hacerlo.
    Ventajas hay miles, pero yo me quedo con el buen ejemplo que le doy a mi hijo. Que no se está perdiendo nada, sino que está ganando en salud, en economía, …

  8. Deje de fumar hace cinco años, porque me quede embarazada y gracias a la naúseas lo pude dejar. Así que…no hay mal que por bien no venga!!!

  9. Hola yo no fumo pero mi marido sí y aunque sabe que no es saludable ni para él ni para los que estamos a su alrededor le cuesta tomar la decisión de dejarlo y mira que tanto su familia como yo estaríamos más que encantados de que lo hiciera. Sería un regalo maravilloso para todos y para él el primero. Como pidiéndoselo a él no tengo suerte cada año lo pido en mi carta a los Reyes Magos, ojalá que muy pronto sea una realidad.

    1. Se trata de una decisión difícil pero estamos seguros de que al final lo conseguirá, y vuestro apoyo será fundamental Susana 😉

  10. Yo deje el tabaco hace 6 años, siempre pensé que el tabaco es una adicción que tarde o temprano te pasa factura si o si, y hay que dejarlo, si antes lo dejas los daños serán menores seguro. Así es que hace 6 años tome la decisión y hasta hoy, sabiendo y dando por hecho que no se puede fumar ni uno, que uno sería volver a empezar… Lo que más me gusta de haberlo dejado es la sensación de no depender de nada, de no levantarte e ir inmediatamente a por un cigarro, de no estar en un bar a una temperatura normal y salir a la calle a pasar frío para poder fumar, de no acostarte siendon lo último q haces fumarte un cigarrillo, y luego impregnada de ese olor ir a la cama a dormir….por no decir la sensaciones al respirar…..como en todas las adicciones, una vez que lo dejas todo son recompesas…..

  11. Yo no soy fumadora pero mi padre si lo era. H 5 años se murió mi abuelo a causa de un cáncer de pulmón y fue ese motivo el que le impulsó a dejar de fumar. No ha vuelto a probar un cigarrillo y su calidad de vida es mucho mejor que la de antes, y también la nuestra, puesto que ya no tenemos que tragar con los humos de los cigarrillos.

    1. Maldita enfermedad!! Nos alegramos que finalmente tomara esa decisión tan importante. Muchas gracias por compartirlo con nosotros Fátima

  12. Yo nunca he fumado, ni lo haré jamás. Lo detesto, y es lo que peor llevo de vivir con fumadores. Creo que ni podría tener una pareja que fume.
    Hace tiempo calculé que con todo lo que se había gastado mi madre en tabaco, ya nos hubiéramos dado un buen viajecito. Ojalá estuviéramos todavía a tiempo.

    1. Nunca es tarde Sara! Y como bien dices, el gasto que conlleva fumar es muy alto, otro factor negativo a tener muy en cuenta

  13. Dejé de fumar en octubre del año pasado, todavía hay momentos en los que siento que la flaqueza se apodera de mi; pero mi tos mañanera ha mejorado y ahora ya no tengo esa sensación de fatiga que antes parecía que me acompañaba.

    1. Todo esfuerzo requiere un sacrificio Manuel y vemos que tu recompensa está llegando poco a poco, ánimo! 😉

  14. Empecé a fumar con 16 años. Quería sentirme mayor, parecer más interesante a ojos de los chicos…echando la vista atrás sólo puedo pensar: ¡qué irresponsabilidad! Ahora tengo 50 años, y soy ex-fumadora con una hija de 20 años fumadora. Recuerdo como si fuera hoy el día que la pillé con el cigarrillo a escondidas en el baño y las palabras que me dijo: si tú fumas, ¿por qué yo no puedo hacerlo?; Eso me hizo plantearme mi adicción, me sentía culpable del primer cigarrillo de mi hija, yo era su modelo a seguir; Quizás si no me hubiese visto fumar día a día, año tras año, no hubiese empezado a hacerlo ella; Aquel día me dije que aquello se había acabado, por mi y mi salud, pero sobre todo por ella. No he vuelto a encender un cigarrillo desde hace 3 años y ahora intento promover sólo hábitos saludables a mi hija, espero que pronto ella también se convierta en ex-fumadora.

    1. A veces, sin darnos cuenta, influimos en la actitud y el comportamiento de los que nos rodean. En tú caso María, has conseguido deshacerte de ese mal hábito que arrastrabas desde hace tantísimos años y así ganar en salud. Ahora, tu apoyo será fundamental para que tú hija se conciencie en tomar hábitos de vida saludable que la lleven a abandonar el tabaco. Muchas gracias por compartirlo con nosotros María del Carmen

Los comentarios están cerrados.